top of page

PREPARADOS PARA SERVIR


Texto: Juan 12:26:

Si alguno me sirve, sígame; y donde yo esté, allí también estará mi servidor. Si alguno me sirve, mi Padre lo honrará.


Introducción:

Está claro que Dios tiene un firme propósito aquí en la tierra con cada uno de nosotros sus hijos, y ese propósito es formarnos a la imagen de nuestro Señor Jesús, o sea, darnos la forma de Jesús en lo que a su mente y carácter se refiere y don de servicio a fin de que seamos perfectos siervos, así como Jesús fue un perfecto siervo (Fil 2:5-11). No hay mayor complacencia para Dios sino en que cada uno de nosotros sea conformado a la imagen de Jesús (Mt 17:45), a la de un varón perfecto que solo obra influenciado por la voluntad de Dios según la potencia del Espíritu Santo.


Cuando el cristiano ya formado anhela servir a Dios lo primero que debe tener presente es que la única forma de hacer este trabajo es bajo la influencia de la mente de Cristo, porque Él es único y perfecto modelo de lo que es un verdadero siervo de Dios. ¿Por qué es importante aclarar esto? Equivocadamente el cristiano de hoy ha adoptado dentro de la iglesia una forma de servicio jerárquica que no proviene de Dios sino del mundo. Una idea muy humana y carnal que busca exaltar al hombre antes que a Dios. Sin embargo, no es este el modelo que Jesús nos enseñó, sino todo lo contrario. En cierta ocasión dos de sus discípulos (Santiago y Juan) pretendieron ocupar una posición jerárquica sobre los demás discípulos, no obstante, la respuesta de Jesús en esta ocasión marcó una clara enseñanza de cómo habría de funcionar el servicio dentro de la iglesia como fervientes servidores.

Desde el punto de vista de personas naturales, podemos ver que tenemos una gran relación con las sagradas escrituras, por ejemplo:


a) Robert Baden-Powell dijo: “La religión es una cosa bien sencilla: primero, amar y servir a Dios, segundo amar y servir al prójimo.”


b) Teresa de Calcuta dijo: “El que no vive para servir, no sirve para vivir.”


c) Gabriela Mistral premio nobel de literatura chilena dijo: “Existe la inmensa alegría de vivir y de ser justos, pero ante todo debe existir la inmensa alegría de servir”


d) Anónimo: Si alguien en la vida obtiene un título es para servir, de lo contrario jamás debió obtenerlo.


e) Albert Schweitzer dijo: “todo mundo quiere ser feliz, No sé cuál será tu destino, pero hay algo que sí sé: los únicos entre ustedes que serán realmente felices son los que han buscado y encontrado el modo de servir.”


Propósito: hoy me propongo que estudiemos tres aspectos fundamentales de ¿Por qué servir? ¿Para qué servir? y los beneficios de servir.


Desarrollo:


1. ¿Qué es servir?

a) Servir es disponer de su ser ante cualquier necesidad, sin importar de que se trata, de quien se trata, si hay recompensa o no, servir es ser diligente: Romanos 12:11 Nunca dejen de ser diligentes; antes bien, sirvan al Señor con el fervor que da el Espíritu.

¿Qué es ser diligente? La diligencia es la virtud cardinal con la que se la pereza, el buscar un beneficio personal. La diligencia procede del latín diligere que significa cuidar. Forma parte de la virtud de la caridad ya que está motivada por el amor. La diligencia, es el esmero y el cuidado en ejecutar algo. Como toda virtud se trabaja poniéndola en práctica, “servir es la diligencia y virtud mayor que existe”.


2. ¿Por qué servir?

a) Porque nuestro señor Jesucristo como nuestro máximo mentor así lo hizo siendo Dios. Mateo 20:28 Imiten al Hijo del Hombre, que no vino para ser servido, sino para servir y para dar su vida en rescate por muchos

b) Porque es un mandato de Dios con cumplimiento de bendición. Éxodo 23:25 Pero me servirán a mí, el Señor su Dios, y yo bendeciré tu pan y tus aguas, y quitaré de en medio de ti toda enfermedad


3. Los beneficios de servir.

a) El beneficio aquí en este mundo si sabemos servir en lo poco Dios nos pondrá en lo mucho. Mateo 25:21: Su señor le respondió: “¡Hiciste bien, siervo bueno y fiel! En lo poco has sido fiel; te pondré a cargo de mucho más. ¡Ven a compartir la felicidad de tu señor!”

b) El beneficio en el área espiritual. Al servir tenemos garantizado ser primeros en el reino de los cielos. Marcos 9:35 Entonces Jesús se sentó, llamó a los doce y les dijo: Si alguno quiere ser el primero, que sea el último de todos y el servidor de todos. Marcos 9:35


Resumen


Aplicación


Conclusión

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page